La situación generó malestar en familiares y amigos. El hecho ocurrió en una escuela primaria de Trelew.


El hecho ocurrió en una escuela primaria de la ciudad de Trelew , cuando una pequeña de origen chino quiso compartir la merienda con el resto de sus compañeros, pero fue rechazada por temor al contagio de coronavirus. El tema tomó relevancia a través de la madre de una compañera de la niña, que hizo saber que la misma se había retirado llorando del establecimiento escolar ante el momento vivido.

Imagenes ilustrativas.

 Según se comentó, incluso algunos de los chicos habrían tirado al cesto de residuos la comida que la pequeña había llevado. No se trataría de sus propios compañeros de aula, sino de chicos de otros grados quienes tuvieron esa actitud. 

Todo comenzó cuando la madre de la víctima, una comerciante de origen chino que es propietaria de un mercado en Trelew, decidió mandar con su hija budines y chupetines de su local para que todos puedan tener algo para merendar, ya que –asegura la mujer – la escuela ubicada en el barrio Los Olmos de Trelew no había recibido de Provincia las partidas para la copa de leche, describió el diario Jornada. 

Ciudad de Trelew.

Tras lo ocurrido, la mujer de nacionalidad china escribió en el grupo de WhatsApp lo sucedido y con mucha angustia aclaró –por si hiciera falta- que no habían viajado a China –“ni siquiera a Playa”, dijo- por lo que de ninguna manera había motivos para sospechar que ningún integrante de su familia pueda estar relacionado con el coronavirus.




Comentarios