El gobernador Omar Perotti participó este lunes 25 de octubre de una jornada pedagógica sobre la importancia del agua, que se desarrolló en el Complejo Educativo Barrio San José, en el norte de nuestra ciudad. Por la tarde, a las 18, encabezará un acto que implicará el ingreso de cañerías del Acueducto Desvío Arijón y recorrerá la planta potabilizadora, en las instalaciones que tiene Aguas Santafesinas, lindante al Bosquecito Norberto Besaccia.

De acuerdo a lo informado oficialmente, la relevancia del acueducto “es motivo de tareas escolares en diferentes instituciones educativas de Rafaela y es consecuencia del abordaje curricular trabajado durante el año, referido al cuidado y a la importancia del agua”.

La feria se concretó desde las 9 horas, en el edificio de Muniagurria 58. Allí, alumnos de los niveles inicial, primario y secundario de unas 17 escuelas y del anexo del CEF 19, participaron de una feria de ciencias denominada “Propuesta pedagógica institucional y comunitaria NOS APROPIAMOS DEL ACUEDUCTO”. La misma contó con producciones pedagógicas, artísticas y científicas realizadas por las niñas, niños y adolescentes, quienes aplicaron los saberes trabajados en el aula, a través del uso de los cuadernos pedagógicos utilizados desde principio de año, reflejando la importancia de la emblemática obra y el cuidado del agua.

Esta actividad escolar es consecuencia del abordaje curricular referido al cuidado y la importancia del agua, y que plasma en trabajos de diferentes formatos, la llegada del Acueducto Desvío Arijón – Rafaela, que tiene que ver con el ingreso del servicio de agua potable a sus hogares.

Acto en el sur

Por otra parte, desde las 18 horas, el gobernador visitará el Bosque Educativo “Norberto Besaccia”, donde realizará anuncios relacionados al Acueducto Desvío Arijón – Rafaela.

La alimentación a la ciudad de Rafaela desde la planta de Desvío Arijón implicará un importante cambio en las características del agua potable de la ciudad, reduciendo niveles de salinidad y haciendo posible la incorporación al servicio en el futuro de otros sectores del ejido urbano.

En la ciudad de Rafaela el agua proveniente del acueducto se almacenará en una nueva reserva de 5 millones de litros que se suma a la existente de 10 millones de litros.

Actualmente Rafaela se abastece de agua potable a través de un sistema combinado: un acueducto de 60 kilómetros proveniente de Esperanza; y agua de perforaciones locales que es potabilizada mediante el proceso de desalinización denominado ósmosis inversa.

La llegada del Acueducto Desvío Arijón permite sacar de servicio la principal planta de ósmosis inversa de la ciudad, manteniendo con volúmenes reducidos el aporte del Acueducto Esperanza-Rafaela.