Los aportó la provincia. Están en la ruta 70 y la 22 y en esta última, a la altura de Eusebia.


El Ministerio de Seguridad de la provincia sumó dos nuevos puestos de control vehicular y sanitario en el departamento Castellanos. Los mismos se encuentran en la intersecciones de la Ruta Provincial 70 y la Ruta Provincial 22, y en la Ruta Provincial 22 a la altura de Eusebia.

Estos puestos tienen a agentes policiales las 24 horas. De esta forma, se incrementarán los controles de camiones, autos y pasajeros que cirulan por estos accesos, en el marco de la emergencia sanitaria por la pandemia de coronavirus.

Los dispositivos conocidos como “doble cinturón de seguridad” fueron establecidos el pasado Lunes en una mesa de coordinación que se llevó a cabo entre las autoridades del Ministerio de Seguridad, la CNRT, la Secretaría de Transporte y la Dirección Nacional de Migraciones; y la dinámica incluye la anticipación en 48 horas del ingreso de camiones y transporte de pasajeros, desde las provincias aledañas.

En base al análisis de la información estadística reunida en esa mesa de coordinación, y teniendo en cuenta los controles establecidos por los diferentes municipios de Santa Fe y las provincias vecinas, se determinaron los retenes principales en los accesos a la provincia que contemplen en simultáneo los controles del operativo contra el COVID-19 y la Cosecha Gruesa. El método aplicado para el despliegue de recursos es el de vigilancia guiada por inteligencia de datos.

Los controles policiales se reajustaron para hacer frente al flujo de ingreso de transportes de camiones y pasajeros a la provincia. Incluyen la verificación de la documentación correspondiente y parámetros de salud requeridos por Nación; entre ellos, la medición de temperatura a los pasajeros. Para mejorar las prestaciones, se utilizarán torretas de iluminación en los puntos de control críticos por su riesgo de seguridad vial.




Comentarios