El Gobierno de Paraguay insiste en defender a la FTCu grupo de élite antisurgente. "La FTC no tenía alternativa", recalcó el embajador en la Argentina, Julio Cesar Vera Cáceres.


La Cámara de Diputados de Paraguay trabó las sesiones para impedir que se hable sobre el ataque militar ocurrido en un campamento guerrillero de Yby Yaú en el que fueron acribilladas dos niñas argentinas a manos de la Fuerza de Tareas Conjunta (FTC).

“Sí, es la cámara de la vergüenza. Dejan sin quórum para que no haya debate libre sobre los sucesos de los últimos tiempos. Esto es lamentable”, escribió en Twitter la diputada Rocío Vallejo, del Partido Patria Querida (PPQ).

La oposición pidió convocar al Ejecutivo para explicar lo ocurrido en el Norte del país el miércoles de la semana pasada. La diputada Kattya González, del Partido Encuentro Nacional (PEN), pidió como moción en la primera sesión convocar al Poder Ejecutivo para que explicara lo acontecido en una estancia de Yby Yaú, en el Departamento de Concepción, donde murieron dos niñas argentinas.

Según la información oficial murieron en un presunto enfrentamiento entre la FTC y el grupo autodenominada Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), a las que el Gobierno presentó como abatidas en combate. La nenas habían viajado desde Puerto Rico Argentina, para conocer a sus padres que sí serían parte de esa organización.

Pese a las críticas, el Gobierno de Paraguay insiste en defender a la FTC. “La FTC no tenía alternativa”, recalcó hoy el embajador paraguayo en la Argentina, Julio Cesar Vera Cáceres, en declaraciones a FM Espacios.

Según la controvertida del diplomático, rechazada por la Cancillería de la Argentina, Cáceres insistió que “existe un modus operandi” del EPP en enviar niños nacidos en el seno del grupo guerrillero a Formosa y Misiones, para luego repatriarlos a Paraguay, donde luchan en las filas del grupo armado, como una explicación del asesinato de las menores.




Comentarios