El estado de salud de un municipal disparó la alarma pero los médicos consideran que no tiene síntomas de COVID-19. A él y sus dos compañeros de trabajo les dieron licencia médica para estar aislados en sus casas.


El estado de salud de un empleado municipal de la capital misionera activó el protocolo de seguridad preventivo de coronavirus en la Base Zaimán de la Secretaría de Obras y Servicios Públicos.

Certificado médico de un empleado municipal de Posadas, con sospecha de coronavirus. (Mun. de Posadas)

El hombre de 25 años fue aislado y trasladado a un centro asistencial donde se comprobó que no presentaba síntomas compatibles con la enfermedad. También fueron apartados de sus tareas los compañeros del agente municipal.

El trabajador por el que comenzó la alarma y sus dos colegas estarán aislados 15 días en prevención. En el informe de prensa de la Municipalidad de Posadas señalan que “este confuso hecho se originó por rumores entre compañeros ante las versiones que uno de los trabajadores habría tenido contacto con los casos positivos de coronavirus”.

A pesar de que el caso fue descartado como coronavirus la Municipalidad otorgó licencia médica por 15 días a los tres empleados involucrados para que realicen el aislamiento obligatorio en su domicilio.




Comentarios