La decisión que terminó eximiendo del juicio oral a Cristina Kirchner por las causas de Hotesur y Los Sauces fue producto de una votación dividida en el Tribunal Oral Federal 5 que está a cargo de Daniel Obligado, Adrián Grünberg y Adriana Palliotti, donde los dos primeros firmaron el sobreseimiento.

La decisión de sacar un dictamen se aceleró debido a que el juez Grünberg se le terminaba la subrogancia a fin de mes. Al no sabes quién iba a integrar el TOF 5, se decidió dar una resolución.

Cristina, Máximo y Florencia Kirchner fueron sobreseídos por las causas de Hotesur y Los Sauces

Adrián Grünberg es el juez titular del Tribunal Oral Federal 1 desde 2009,  previamente había trabajado con la fallecida ex jueza de la Corte Suprema, Carmen Argibay. Estuvo ligado a Raúl Zaffaroni y perteneció al colectivo judicial “Justicia Legitima” que lideró la ex procuradora General de la Nación, Alejandra Gils Cabró.

Además, participó de la causa de Dólar Futuro donde Cristina Kirchner también obtuvo el sobreseimiento. Si bien quedó en minoría en el TOF 1, la causa pasó a la Cámara de Casación que firmó el cierre del caso.

Adrián Grünberg Foto: Adrian Grünberg

Por otra parte, participó de causas que tenían en el banco de los acusados a Amado Boudou, por tener un auto con papeles truchos por el que fue condenado a tres años, y firmó para condenar con la pena máxima al ex secretario de Obras Públicas, José López.

El otro juez que firmó el dictamen fue Daniel Obligado, que pertenece al Tribunal Oral Federal 5 desde 2007. Al igual que Grünberg, el magistrado participó de otra causa en donde CFK fue investigada como el Memorándum con Irán, la causa que se inició con la investigación de Alberto Nisman.

Daniel Obligado Foto: Adrian Grünberg

En ese proceso, Obligado también firmó el sobreseimiento a la vicepresidenta que otorgó el TOF 8 y ahora espera la resolución de Casación, tras la apelación de los fiscales y la querella.

Obligado estuvo en el centro de la polémica después de permitir que Boudou pueda terminar su condena por la causa Ciccone en prisión domiciliaria con el argumento de que ayude a su esposa con sus hijos. Además, fue el Juez de Ejecución que le redujo la condena por los cursos que hizo en la cárcel.