Continúa en Paraná la búsqueda de Fátima Florencia Azevedo quien está desaparecida desde el domingo 1º de marzo. En primera horas de este sábado, la policía retomó los rastrillajes en la zona donde en la jornada de ayer hallaron prendas de vestir, más precisamente en calle Hernandarias al final, cerca de la intersección con Soldado Bordón. Se suma también la intersección de calles Gobernador Tibiletti y Pedro Martínez.

Para esta nueva jornada de rastrillajes se amplió el radio de búsqueda, se sumaron más efectivos policiales como así también grupos especializados y medios tecnológicos. A pesar de las intensas tareas realizadas ayer sábado que incluyeron el rastrillaje a un aljibe de 16 metros de profunidad, el uso de helicoptero y drones para visualizar la zona de manera aerea, no hay indicion aún de la joven.

Continúan las tareas de rastrillaje

El caso
Fátima Florencia Azevedo desapareció el domingo 1 de marzo. La joven se encontraba alojada junto a su hijo en la Casa de las Mujeres a raíz de una denuncia por violencia de género que había radicado contra su ex pareja Jorge Martínez, de 35 años, quien además es padre de su hijo. El hombre se encuentra con prisión preventiva 15 días en la Unidad Penal 1 de Paraná.

Según sse pudo saber, la joven no tenía contacto con su familia desde que se fue de su hogar a los 14 años. En ese momento se refugió en la casa de una tía abuela con quien vivió hasta que inició una relación con Jorge Nicolás Martínez.

La joven es buscada en calle Hernandarias al final, cerca de la intersección con Soldado Bordón. Se suma también la intersección de calles Gobernador Tibiletti y Pedro Martínez.

Los mensajes de Fátima a las amigas
La joven contaba con algunas amigas que la visitaban en la residencia de mujeres, fue a ellas a quienes Fátima les envió mensajes de voz en noviembre pasado, contándole de la situación de violencia de la que era víctima.

En el marco de la búsqueda de la joven se conoció el contenido de estos mensajes donde Fátima expresa a sus amigas el cansancio que estaba atravesasando por ir a realizar las denuncias y no recibir ninguna respuesta.

Los mensajes completos
"Ya estoy podrida de denunciarlo en la policía y que nadie haga nada, ni la policía ni el juzgado ni nadie". Luego la joven expresa una frase que resulta estremecedora: "Cuando termine muerta por culpa de él, puede ser que la policía y el juzgado hagan algo, mientras tanto vamos a tener que seguir pagando las consecuencias con el gordo". Con el "gordo" Fátima hacia referencia a su pequeño hijo quien actualemente se encuentra en cuidado del mismo familiar que lo estaba cuidando el domingo cuando desapareció su mamá.

"Nicolás sacó licencia sin goce de sueldo, por lo tanto desde el 10 de diciembre estamos en la calle con el gordo, sin comida ni nada. Aparte, el viejo vino anteanoche y nos cortó la luz. Así que nos pidió que nos vayamos. Por lo tanto estamos en la calle, el gordo sin comida ni nada y yo no sé qué mierda hacer".