En la audiencia realizada en tribunales de Paraná, Leandro Dato, fiscal a cargo en el caso de la desaparición de Fátima Acevedo, solicitó al juez de garantías Mauricio Mayer 60 días de prisión preventiva motivado por el posible riesgo para llevar adelante el proceso de investigación y búsqueda de Acevedo. Para fundamentar esto el fiscal se basó en los antecedentes de violencia protagonizados por Martínez, y las versiones que esgrimió para explicar por qué se le encontraron en su poder el chip del aparato celular de Fátima y la tarjeta de débito de la desaparecida.

Además, el fiscal subrayó que Martínez intimidó a testigos y agregó que para poder ampliar la investigación es necesario que el sospechoso no se encuentre libre por el riesgo procesal que esto implica. Por otra parte el abogado defensor, Franco Assiani Cánepa, solicitó excarcelación, arresto domiciliario en la casa de la madre de su defendido en la ciudad de San Benito y desestimó el riesgo procesal al que hace referencia el fiscal Dato.

Assiani Cánepa apuntó contra la investigación y habló que no fue prolija y aseguró que: "Mi defendido aún no sabe de lo que se lo acusa y declaró durante dos horas donde aclaró punto por punto, colaborando con la investigación".

Fátima Florencia Acevedo no se le conoce el paradero desde el domingo por la tarde. La joven se encontraba alojada junto a su hijo en la Casa de las Mujeres a raíz de una denuncia por violencia de género que había radicado hacía una semana. En el marco de la investigación que se lleva adelante había sido detenido la ex pareja de la joven, Jorge Martínez, de 35 años, quien además es padre del hijo de Fátima y ahora estará alojado por 15 días en la Unidad Penal 1 de Paraná.