En la mañana del lunes se dio a conocer que la Justicia entrerriana otorgó nuevas medidas de restricción para el padre de la beba que fue hallada dentro de un lavarropas en noviembre del 2018. Si bien tanto él como la madre del feto están imputados por el caso, el joven no podrá acercarse a su expareja.

La Justicia otorgó que Javier Jonathan Weisheim no pueda estar a menos de 500 metros de la casa donde vive Florencia Yedro y su familia.

Así lo aseguró Franco Bongiovanni, quien confirmó que los familiares de la joven solicitaron estas medidas de restricción ya que habían recibido amenazas por parte del hombre.

Por su part, el fiscal también comentó que esperan que el juicio se resulta en los próximos seis meses.