Efectivos del Escuadrón 9 de Gendarmería Nacional recibieron un llamado telefónico alertando sobre la circulación de un vehículo sobre un camino secundario paralelo al kilómetro 34 de la Ruta Provincial N°13, en Oberá.

Luego del llamado, el personal de la Sección Núcleo brindó apoyo para el rastrillaje de la zona, topándose con un cargamento de más de una tonelada del estupefaciente, hallada en una camioneta que había sido abandonada en el lugar.

En ese momento, el personal de la fuerza realizó una primera revisión que les permitió encontrar en la parte trasera del rodado, 45 bultos en cuyo interior encontraron más de una tonelada de marihuana distribuida en 228 “panes”.

Tras el informe a las autoridades se apersonaron en el lugar, efectivos de la División Criminalística y Estudios Forenses para realizar las pericias de rigor. Tras dar aviso correspondiente a la Fiscalía Federal de Oberá, se ordena el traslado del vehículo y su carga hacia la sede de la Jefatura de la Unidad, donde se inició el procedimiento de decomiso y pesaje definitivo del estupefaciente incautado.

Nuevo golpe al narcotráfico en Oberá. Gendarmería NacionalGentileza: Gendarmería Nacional

Se contabilizaron un total de 228 “panes”, que alcanzaron los 1.082 kilogramos. Procediendo a realizar la prueba de campo “Narcotest”, el resultado que arrojó fue positivo para “cannabis sativa”.

Gracias a la política iniciada en 2020, las Fuerzas Federales han logrado decomisar grandes cargamentos, lo que reduce significativamente la fragmentación, circulación y mercantilización de las drogas ilegales destinadas a los centros urbanos del país.