A menos de un mes de la habilitación del transporte interurbano en Oberá, varios empresarios manifestaron a funcionarios de la Subsecretaría de Transporte de Misiones, la intención de reducir frecuencias por falta de pasajeros o gestionar algún respaldo que les permita mantener todos los servicios.

Casi todas las empresas actualmente tienen perdidad porque ante la poco cantidad de pasajeros, ofrecer el servicio no le es rentable. Se verían afectados los servicios a Panambí, Los Helechos, Campo Ramón, Villa Bonita, Colonia Acaraguá, General Alvear, Alberdi, San Martín de Tours, Mártires, Santo Domingo Savio y otras colonias. Una de los que ya redujo horarios es Brilla SRL, que conecta diariamente las localidades de Campo Viera y Oberá.

"Estamos trabajando a pérdida porque no llegamos a cubrir los gastos que tenemos en cuánto al recorrido que hacemos debido a las pocas personas que viajan. Hace casi un mes restablecimos el servicio y no sacamos ni para el combustible. Dependiendo el horario no se llega a 30 pasajeros, a veces 10, 3 o 4 personas viajan", reconoció el propietario, Norberto Kubski, en un medio de comunicación de la Capital Nacional del Té.

El Territorio pudo averiguar que las demás empresas que prestan el servicio interurbano en el departamento Oberá están pasando por la misma situación, por lo que en los próximos días también podrían reducir frecuencias.