El período de cosecha 2020 de té de la zona de Leandro N. Alem, ya se encuentra entrando en su última fase. Ricardo Schmidt, productor de esta localidad, recalcó la capacidad de los productores misioneros para mantener las exportaciones en el contexto actual de pandemia mundial por el Covid-19.

En diálogo con FM Libertad, el productor calificó al período de cosecha 2019-2020 como “regular”, y lo que más afectó fueron cuestiones meteorológicas. “Tuvimos noches muy frías y después faltó lluvia. Hay años en que la cosecha comienza el 20 de septiembre o comienzos de octubre y termina cuando llega la primera helada, en tiempos normales, a multas de abril y mayo ”, varían.

Además, Schmidt explicó que para pequeños y medianos productores, la actividad es rentable y genera buenos dividendos, pero siempre y cuando el proceso se encuentre organizado y parcialmente mecanizado. “No tuvimos problemas con la exportación, somos un grupo de productores certificados que ya cobramos el 90 por ciento del total. El precio está 4,27 pesos el kilo, más la bonificación por certificación. Ese precio es más o menos lo que pedíamos, porque es rentable siempre que uno tenga mecanizado gran parte del proceso” informó el productor de Leandro N. Alem.

En el marco de la Semana Internacional del té, Sebastián Oriozabala, ministro del Agro y Producción, destacó que Misiones continúa a la vanguardia de la producción de té en la región. El sector exporta el 95% de la producción, el cual debido a la existencia previa de contratos, no fueron muy afectados por la crisis económica mundial.