Se trata una vivienda ubicada en la calle San Juan, de Oberá y dejó a sus habitantes casi con lo puesto.


La generosidad y empatía de la población obereña e integrantes de la Policía, se vio nuevamente reflejada en otro acto solidario.

En la mañana de este lunes, el equipo interdisciplinario de la división Policía Comunitaria, asistió a otra familia que perdió sus pertenencias al incendiarse su vivienda en la calle San Juan de ésta ciudad.

La mencionada división organizó una cruzada solidaria, mediante la cual recaudaron prendas de vestir y otros elementos esenciales, que fueron donados por vecinos y personal policial de las distintas dependencias de la Unidad Regional II.

Lo recaudado fue entregado  a los damnificados, quienes además fueron asistidos emocionalmente por los profesionales de esa división.




Comentarios