Oberá restinge aún más la circulación de personas en la vía pública en medio de la cuarentena obligatoria. El intendente Carlos Fernández, determinó mediante resolución que los obereños que quieran salir de sus hogares para realizar compras de alimentos, elementos de limpieza, medicamentos u otras cuestiones básicas, lo harán de acuerdo a su número de DNI.

La medida regirá a partir del viernes 17 hasta que finalice la cuarentena obligatoria. Quedan exceptuados aquellos que tengan turnos asignados por una entidad bancaria, de previsión social o casos de emergencia por salud o por tener a una persona a cargo.

Los lunes, miércoles y viernes podrán circular quienes tengan terminación 0, 2, 4, 6 y 8. Mientras que martes, jueves y sábado los que tengan terminación en 1, 3, 5 y 9. La restricción es entre las 7.30 y las 15, en el horario que los comercios tienen habilitados.