En ambos casos la información tenía que ver con supuestos casos positivos de coronavirus.


La Policía de Misiones investiga y busca a los autores de audios falsos que circularon por Whatsapp y generaron pánico en la localidad de Leandro N. Alem. Incluso por esa difusión lograron saturar las líneas de consultas del Samis y de la misma Unidad Regional.

El primero de los audios, corresponde a un individuo dando por hecho que en la “misma comisaría de Alem” habría un caso sospechoso de coronavirus, poniendo en juego también el prestigio de una institución que tuvo que salir a aclarar que esto no era verdad debido a la cantidad de llamadas recibidas incluso “insultando por no contar a la población el hecho”.

Pocas horas después, otro audio ya “confirmando un caso de coronavirus” se volvió a hacer viral. En el mismo, el irresponsable indicó que “dio positivo y me acaban de informar”, como si los casos informaran a una persona en particular.

Las personas que difunden información falsa por redes sociales incurren en el delito de perturbación de la tranquilidad pública y pueden ser sancionados hasta con seis años de cárcel. En tal sentido, desde la provincia y ante la pandemia, se ha pedido ser inflexibles con aquellos “graciosos” que comparten este tipo de audios.




Comentarios