Fue durante la tarde de este viernes, cuando la pareja se encontraba descansando en el corredor de su vivienda.


Uno de los animales a los que la comunidad siempre temió es a las víboras y más cuando tienen una gran dimensión. Ese sentimiento fue vivido a flor de piel por unos vecinos obereños, cuando se encontraban descansando y fueron sorprendidos por un ejemplar: media más de dos metros de largo.

Segun declararon, el suceso ocurrió este viernes, en un barrio ubicado sobre el kilometro 6 de Oberá. Allí, los dos integrantes del matrimonio se encontraban descansando en el corredor de su vivienda, cuando fueron alertados por el grito de un vecino, que pasaba circulando en auto.

El mismo les avisó que habia visualizado a una serpiente de gran dimensión, la cual se acercaba a donde ellos se encontraban. Sin dudarlo, se subieron a una mesa y comenzaron a pedir ayuda.

Aparentemente, cerca de esa vivienda se encuentra ubicado un lago, por lo que creen que el animal salió de allí. “Nos dijeron que puede ser una boa curiyú, vi que tenía una escamas muy sobresalientes. Por el temor que provocó la mataron”, expresó uno de los vecinos a Radio FM El Mirador. 




Comentarios