Ocurrió en una localidad neuquina. Familiares y vecinos disfrutaron del baile y una zamba respetando el aislamiento pero sin dejar de festejar.


Candela Rebolledo no tuvo el cumple de 15 que había soñado a raíz de la pandemia de coronavirus. Sin embargo, la cuarentena no le impidió bailar con su padre y hermanos el vals: lo hizo con barbijo, en medio de la calle y respetando el distanciamiento.

El evento se dió en Chos Malal, el pasado sábado por la noche, con un equipo de música la adolescente bailó con su padre y luego con sus hermanos. La familia y los vecinos disfrutaron del baile y una zamba, respetando el aislamiento pero sin dejar de festejar.

María Rosa Navarrete, madre de Candela y una de las organizadoras de la fiesta de 15 en tiempos de cuarentena, señaló que el vestido lo aportó una familiar y agradeció a los vecinos el acompañamiento con palmas y saludos a la distancia. Fue ella misma la que subió a las redes los videos de los bailes en plena calle chosmalense, detalla MejorInformado.

Los regalos también llegaron respetando el aislamiento, primero el ukelele que había pedido Candela a sus padres y la hermosa torta que aportaron Laura Alarcon y Pia Nazarena, además de otros presentes que llegaron a la casa de los Rebolledo-Navarrete.




Comentarios