Cerca de 300 personas fueron aisladas en Necochea ya que se confirmaron que hay 22 casos positivos de coronavirus. Este brote se habría desatado luego de que se realizara un "baby shower" clandestino. Al mismo tiempo, realizaron allanamientos para seguir los contactos de los contagiados, informaron fuentes municipales y policiales.

La secretaria de Salud local, Ruth Kalle, detalló que dos de los casos confirmados permanecen internados "en buen estado de salud", mientras que los otros 20, permanecen con aislamiento domiciliario, "con todas las medidas de seguridad y los protocolos establecidos".

Los dos pacientes internados se encuentran en el Hospital Municipal Emilio Ferreyra: se trata de un hombre "con un cuadro respiratorio que no implica asistencia mecánica", y una adulta mayor "que se encontraba en un geriátrico, asintomática".

En total, son 296 personas las que están "aisladas, asintomáticas y monitoreadas por el sistema de vigilancia, con seguimiento telefónico y personalizado de profesionales médicos las 24 horas", informó la comuna. Ante esta situación Kalle pidió a quienes estuvieron en contacto con alguno de los pacientes positivos se acerque al sistema de salud.

Por otra parte, fuentes judiciales informaron a Télam que, en el marco de una investigación penal iniciada por este foco de contagio desatado producto de la infracción al aislamiento social, preventivo y obligatorio, se realizaron allanamientos en distintos puntos de la ciudad.

Los procedimientos fueron ordenados por el por el juez federal Bernardo Bibel, quien lleva adelante una causa por "propagación de enfermedad peligrosa y contagiosa".