El domingo pasado cerca de las 23, el ex futbolista, Diego Mosca, se encontraba en una parada de colectivos cuando fue abordado por un delincuente armado. Hubo un forcejeo y Mosca recibió dos tiros. En la escena quedaron dos barbijos y una gorra. Las cámaras de seguridad captaron el hecho y se ordenó la captura del sospechoso.

Asimismo, hallaron rastros genéticos del sospechoso en un barbijo y una gorra que levantaron en el lugar del hecho, lo identificaron en una serie de imágenes captadas por cámaras de seguridad de la zona y los efectivos de calle desarrollaron la captura tras detectar uno de los diez domicilios en los que pasó los últimos años.

Roberto Cataldo estuvo preso al menos cuatro veces. Su presunta víctima, Diego Mosca, fue jugador del Lobo, Maipú y Palmira.Archivo

Comenzó al trabajo para mantenerlo tras las rejas. Además se sumaron nuevas declaraciones y lo imputaron.

Sin embargo, el delincuente se negó a declarar y se ordenó que pase al penal.

No es la primera vez que el “Cata”, nacido el 25 de mayo de 1976, es detenido por un hecho de inseguridad.

Cataldo tiene antecedentes policiales desde el 2000. En su prontuario figuran causas por comercialización de estupefacientes, agresiones, tentativa de hurto, lesiones dolosas y coacciones, amenazas, robo agravado por el uso de arma de fuego y hasta fue investigado por el crimen de un barrabrava de Guaymallén a fines del 2012.