Fue rescatada en Cacheuta y a una semana de ser atendida mejora, pero las heridas en casi todo su cuerpo son graves.


La perra rescatada en Cacheuta con su piel colgando, está mejorando, pero las heridas en casi todo su cuerpo son graves.

Una joven mendocina (Samira) encontró a la perrita en la zona del penal Almafuerte, desde donde la llevó a la veterinaria De la Torre, donde la operaron y luego fue trasladada a Fauna. Actualemente está internada y los veterinarios remarcaron que “Paola” cuenta con un pronóstico es reservado-malo. A pesar de ese duro panorama, tanto Paola como los especialistas luchan para que salga adelante. 

Este lunes le dieron un baño sanitario para limpiar heridas y remover tejido muerto. Luego le hicieron curaciones y la volvieron a vendar. Aunque también caminó un poco más por el interior de la veterinaria, comió y tomó agua con más ganas que el día anterior.

Paola, la perra que pelea por vivir.




Comentarios