Así lo expresó un diario británico de acuerdo a la situación macro que vive el país europeo de cara a la salida de la Unión Europea y en relación al archipiélago del Atlántico Sur.


Mario Volpe, ex soldado argentino del RI7 y subdirector del Instituto Malvinas de la Universidad de La Plata dijo que el Reino Unido podría enfrentar una crisis pesquera si no llega a acordar con la Unión Europea. “El Reino Unido podría verse obligado a negociar con Argentina debido a la confusión sobre la pesca después del Brexit”, dijo Volpe.

Mario Volpe, Veterano de la Guerra de Malvinas. Prestó servicios en el Regimiento de Infantería Mecanizada 7 en Monte Longdon.

A su vez, advirtió que de concretarse el Brexit, podría dejar fuera del alcance del mercado europeo la captura y venta de los frutos producidos por la “pesca ilegal”. Situación que viene planteando nuestro país hace tiempo y de la cual deja muchos dividendos a la administración británica en las islas. En este contexto, el subdirector del Instituto Malvinas apreció que esto podría obligar al Reino Unido a dialogar con Argentina sobre la soberanía de las islas.

Esto es un llamado más a dar cumplimiento de la Resolución 2065, la cual insta a ambos países para dar una solución pacífica y definitiva a la situación que enfrenta a estos países desde hace 187 años.

Argentina y Reino Unido están llamados por la ONU a cumplir con la Resolución 2065.

En la actualidad, Argentina dejó la vía armamentista como medio de resolución del conflicto, apelando a la diplomacia y en renovadas oportunidades, reflejó su postura en varios encuentros de debate internacional. En los últimos intentos de recuperar la soberanía de las islas, Argentina envió un comunicado solicitando a las autoridades de la Unión Europea a desestimar la compra de la pesca en Malvinas.

Esta actividad constituye uno de los mayores ingresos económicos para los isleños, ya que entre 2007 y 2016 ascendió al 43 % del PBI de las Islas Malvinas. La mayor parte de las exportaciones de 2018 fueron destinadas a Europa, debido a que el calamar capturado en aguas de Malvinas representa la alimentación de gran parte del sudeste de Europa.

Así se presentan los productos en Europa.

En el plano de las decisiones con respecto al Brexit los isleños no tienen voz ni voto, ya que, al ser parte del conglomerado de Territorios de Ultramar, no forman parte de la Unión Europea. Solamente se ven beneficiados de los acuerdos de la aduana europea que les permite exportar los productos.

Mario Volpe afirmó que los británicos “otorgan licencias ilegales para pescar calamares y otras especies que transforman a los habitantes de las Malvinas en la segunda población más rica del mundo en ingresos per cápita”. Estos permisos de pesca se vienen concediendo desde 1986, luego que el Reino Unido autorizara a las autoridades isleñas a otorgarlos.

Brexit y Malvinas

Por su lado, Teslyn Barkman, miembro de la Asamblea Legislativa en Malvinas, dijo que mantuvo conversaciones con funcionarios de gobierno del Reino Unido, donde se tocó el tema pesca. “Es de conocimiento público que el acuerdo comercial entre el Reino Unido y la UE no está progresando sustancialmente, por lo que continuamos identificando la mejor manera de abordar y motivar la acción sobre nuestros problemas con la ayuda del gobierno del Reino Unido y la industria pesquera de las Malvinas”, dijo.

Teslyn Barkman, miembro de la Asamblea Legislativa en Malvinas

“Recientemente supimos que el Gobierno de Argentina ha escrito a los estados miembros de la UE para presionar en contra de nuestros intereses, aunque los comentarios que hemos recibido aseguran que esto se está ignorando“, remarcó Barkman.




Comentarios