El Tribunal Penal 1 de Eldorado condenó a 20 años de prisión a María Ovando (44 años), a 18 años a Marcos Iván Laurindo y a 12 años a Lucas Ferreyra (ambos de 23 años), por los delitos de abusos sexuales a dos niñas (una hija y una nieta de mujer), además, de corrupción de menores.

Ovando salió esposada de la sala donde se dictó la sentencia.

El fiscal Federico Rodríguez, solicitó la pena de 22 años de prisión para María Ovando, 18 años para Marcos Iván Laurindo y 15 años para Lucas Ferreyra, bajo los cargos de "abuso sexual con acceso carnal gravemente ultrajante y corrupción de menores".

La Fiscalía se mostró conforme con el falló. En tanto que la defensa de los acusados, anunció la apelación de la sentencia, por considerar que es un "fallo injusto".

Los dos jóvenes, que en el momento de los abusos eran menores de edad, fueron apuntados como autores materiales del delito mientras que Ovando fue acusada de ser la entregadora.