No sin ciertas polémicas, San Lorenzo pudo imponerse en Santiago del Estero ante Central Córdoba, y así logró su primera victoria la Liga Profesional de Fútbol (LPF) y se mantiene invicto en el campeonato.

Los de Rubén Darío Insúa jugaron mejor y se mostraron bien plantados en el juego, principalmente luego del primer gol de Iván Leguizamón, a los 11 minutos del segundo tiempo.

En ese momento, los de Boedo empezaron a administrar el ritmo del partido, aunque el arquero de San Lorenzo, Augusto Batalla, tuvo que intervenir en varias ocasiones, principalmente tras ataques de Central Córdoba desde pelota parada.

Sobre el cierre del encuentro, a ocho minutos del final, una extraordinaria corrida de Iván Leguizamón terminó en penal para San Lorenzo, al ser derribado en el área. El árbitro del partido, Germán Delfino, no cobró la pena máxima en primera instancia, pero luego se apoyó en el VAR y tras unos minutos, concedió el penal.

Del tiro desde los 11 pasos, se hizo cargo Adam Bareiro, y a cuatro minutos del final del cotejo, puso el 2 a 0 definitivo con el que San Lorenzo se impuso como visitante ante Central Córdoba.

De esta manera, el Ciclón estiró su invicto en la LPF, con una victoria y tres empates. Y ya lleva seis partidos sin perder si se suman las dos paridades que consiguió en las últimas dos fechas del campeonato pasado.

De los equipos invictos en la Liga, Además de los de Boedo, se suman Newell’s, Platense, Gimnasia y Esgrima La Plata y Atlético Tucumán, en lo que van de estas primeras cuatro fechas.