La provincia de Corrientes habilitaría sus pasos fronterizos el próximo 1 de noviembre, una vez aprobados los protocolos sanitarios enviados desde el ministerio de Salud Pública provincial a su par de la Nación. Algo que las autoridades provinciales habían enviado con errores y por eso se demoró la habilitación en los tres pasos fronterizos terrestres que posee Corrientes.

Son tres: Paso de los Libres con Uruguaya; Santo Tomé con Sao Borja en Brasil. Con Paraguay es Ituzaingó con Ayolas, en la zona de la represa Yacyretá. Antes del cruce de las habilitaciones el gobierno nacional a través del ministerio de Salud nacional, envió módulos sanitarios para el control sanitario una vez abiertos los pasos fronterizos.

Equipamiento

Los centros de fronteras de Paso de los Libres y Santo Tomé, recibieron “Hospitales Modulares”, poseen 110 metros cuadrados y consta de: dos consultorios, una sala de aislamiento, sala atención de emergencias; sala de espera, baños para hombres, para mujeres y para personas con discapacidad; cocina, área administrativa, habitación de descanso para médicos/as y enfermeros/as; acondicionadores de aire en todos los espacios.

Autoridades nacionales con el intendente de Paso de los Libres, entregan un móvil sanitario.

Ambos tienen los equipos tecnológicos e insumos necesarios para atender emergencias, funcionar como unidad de terapia intensiva intermedia y sala de atención sanitaria generalista.

A su vez, las autoridades nacionales de Salud, comprometieron para el Centro de Frontera una ambulancia de alta complejidad y de última generación, preparadas para emergencias por Covid-19.