Es el segundo día de pago de sueldos a los empleados públicos, el municipio de la Capital paga un adicional, se acumulan a los pagos nacionales. La postal del día fue de cajeros abarrotados y miles de personas en las calles.


El viernes fue una mañana atípica en una semana con escaso movimiento en las calles de la ciudad de Corrientes, los distintos cajeros automáticos se vieron colapsados de personas que se acercaban a percibir sus sueldos o beneficios sociales. Teniendo en cuenta que las entidades bancarias no pueden atender al público, miles de personas ganaron las calles en busca de dinero.

En todos los cajeros se vio una amplia concurrencia.

Es el segundo día de pago a la administración pública, también los jubilados se acercaron a cobrar, a los planes sociales y Asignación Universal por Hijo se sumó que la municipalidad de la Capital también pagaba un adicional a sus empleados.

Una postal de viernes que se vio en toda la provincia.

Este panorama se extendió a lo largo de toda la provincia, el acompañamiento de la policía y el trabajo en conjunto de los municipios buscaron ordenar las largas filas que se dieron en los cajeros automáticos.




Comentarios