Mientras se investigan las instancias en que la Policía de Córdoba asesinó al joven Joaquín Paredes, en Paso Viejo, testigos del hecho de gatillo fácil acusan que son hostigados por policías.

//Mirá también: Repudio desde el arco político por el crimen del adolescente en Paso Viejo

Es lo que reclama el colectivo “Justicia por Joaquín”, que dice que los testigos, algunos de ellos sobrevivientes a los disparos policiales, son perseguidos y hostigados incluso con allanamientos reiterados en sus domicilios: “Los chicos que estaban con Joaquín esa noche están sufriendo el hostigamiento y persecución de la policía. La semana pasada denunciamos un nuevo allanamiento a unos de los que nosotros llamamos los sobrevivientes, porque resultó herido esa noche”, contó Leticia del colectivo a La Nueva Mañana.

//Mirá también: Crimen de Blas Correas: “es el quinto asesinado por gatillo fácil desde que empezó la cuarentena

“Es un abuso lo que están haciendo con esta familia”, resaltó y completó que “la están pasado mal. Primero porque les dicen que quienes debieran haber muerto eran ellos y no Joaquín, y por el otro porque se los acusa todo el tiempo de cualquier delito y les allanan la casa”, denunció.

//Mirá también: Otro caso de gatillo fácil en Villa el Libertador

“Ya van seis allanamientos y siempre se llevan algo: un buzo, un pantalón y ahora las únicas zapatillas que tenía uno de ellos”, reclamó al tiempo que dijo que “la Policía está ensañada con esta familia”, insistió.