Finalmente cerca del mediodía los trabajadores de Ersa decidieron destrabar el bloqueo que habían realizado en Camino San Carlos, en protesta por la muerte del chofer Gustavo Cuello, de 43 años, hallado sin vida en la madrugada de este viernes en Villa Boedo.

//Mirá también: Paro de colectivos y vacunación: qué tienen que hacer los que no pueden asistir

La orden de remover las más de 25 unidades que bloqueaban el camino llegó desde la fiscalía de Raúl Garzón. Esto provocó demoras y embotellamientos en la zona de Circunvalación y avenida O’Higgins.

“Se ha dispuesto que los colectivos que obstaculizan el trafico en Avenida O’Higgins sean retirados y en su caso secuestrados y trasladados al depósito judicial”, declaró el fiscal Raúl Garzón a Cadena 3.

//Mirá también: Encontraron muerto a un chofer y UTA paraliza el transporte en Córdoba

Tras la orden judicial los mecánicos y choferes comenzaron a remover las unidades. “La gente se está retirando, la intención no era entorpecer”, dijo uno de los choferes presentes.

“Están entrando la gente de administración y taller están entrando los coches en media horita están liberando la calzada”, había detallado.