Otra reclusa murió en las últimas horas en la cárcel de Bouwer de la ciudad de Córdoba, y ya son cinco las mujeres fallecidas en la misma penitenciaría en lo que va del año.

Yanet Roldán, de 25 años, fue hallada sin vida en su celda. Al parecer se habría suicidado, aunque eso lo determinará el análisis forense.

"Sé que están con otras cosas y otros ánimos, pero me informan que esta mañana falleció otra interna de la cárcel de mujeres de Córdoba.
La encontraron anoche a las 3 de la mañana colgada en su celda", difundió el periodista Adolfo Ruiz en su portal periodístico Rebelión (dedicado al análisis y difusión de las problemáticas carcelarias en Córdoba).

Hasta el momento no había información oficial del Servicio Penitenciario.

Las muertes de las internas motivaron protestas de familiares y agrupaciones que exigen celeridad en causas y cambios en la manera en que viven los detenidos en la cárcel.

Cabe recordar que la muerte de otra reclusa, ocurrida en febrero, le costó el puesto a la directora de la cárcel de mujeres en Bouwer.