Con el apoyo del Sindicato del Personal de Obras Sanitarias Córdoba (SIPOS), trabajadores y dirigentes de la Cooperativa Integral se movilizaron este sábado hasta las inmediaciones de la plazoleta del Reloj Cucú, dándole continuidad a las medidas de fuerza que vienen concretando en las últimas semanas. Según reiteraron este viernes desde el gremio en un breve comunicado de prensa: “En defensa de los puestos de trabajo y de los derechos laborales que hoy les garantiza la institución”.

Portando banderas y carteles alusivos, con cánticos y manifestantes distinguidos por atuendos azules y turquesas, este sábado el lugar elegido fue el emblemático y concurrido Reloj Cucú, ubicado en pleno “centro viejo” de Carlos Paz y sobre la ruta Nacional N° 38, donde también visibilizaron su reclamo.

Por su parte, tanto personal de tránsito como efectivos de la Policía de Córdoba, acudieron al sitio a fin de indicar y controlar la importante cantidad de tránsito que se registra desde las primeras horas de este 13 de febrero y en pleno fin de semana extra largo de carnaval.

Protesta y corte de ruta

Cabe recordar que este viernes, la medida se concentró a partir de las 10 horas en la sede de la Cooperativa Integral, primero con abandono de tareas y luego con movilización hasta las inmediaciones del Palacio Municipal y con corte de ruta incluido.

Movilización y corte de la Avenida San Martín, por parte de trabajadores de la Coopi y SIPOS, este viernes en Villa Carlos Paz.(Foto: VíaCarlosPaz).

Según explicaron desde SIPOS, la decisión “se tomó luego de que en la última audiencia en el Ministerio de Trabajo el Municipio de Villa Carlos Paz reiterara su negativa a tomar a las y los trabajadores de la COOPI con los derechos laborales que hoy les garantiza la institución”, señalaron mediante el escrito difundido.

Aclarando además que “la única propuesta que existe hasta el momento por parte del gobierno municipal es extender el registro de trabajadores hasta el 17 de febrero, pero la contratación se haría bajo el régimen municipal, es decir, en condiciones de absoluta precarización”.

Por su parte, desde el Municipio insisten en describir la situación como “un acto de ilegalidad”. En este sentido, el concejal Sebastián Guruceta explicó este viernes a VíaCarlosPaz: “Nosotros hemos tratado a través del Concejo de garantizar a los trabajadores su fuente de trabajo, su antigüedad, su sueldo y lamentablemente entre la Cooperativa, el SIPOS y los sectores de oposición no votaron la ordenanza”, dijo.

Y añadió: “Y hoy escudándose en que no han sido incorporados los trabajadores, hacen esta manifestación. No tienen derecho a hacer esto. Esto es un acto de ilegalidad. Porque nosotros les brindamos todas las garantías para que los trabajadores cambiaran de patronal con las mismas condiciones laborales, no lo quisieron hacer así y hoy están escudándose en eso que es una vil mentira para hacer estas manifestaciones injustificadas. Es un acto principalmente de cobardía del señor Frizza (gerente de la Cooperativa Integral), que es el único responsable directo de esta barbaridad que está ocurriendo ahora”, enfatizó de manera contundente el funcionario a poco tiempo de iniciada una nueva jornada de protesta en la ciudad.