Desde que se declaró la Pandemia del coronavirus en el mes de marzo, el transporte interurbano de la Provincia de Córdoba dejó de funcionar. Por consecuencia, Carlos Paz quedó aislada de la ciudad capital y de las localidades aledañas. Los trabajadores que deben viajar, sólo pueden hacer con vehículos particulares o coches privados.

Pero con el correr del tiempo, se ve cada vez más lejos el regreso del transporte público en el interior del país. Este lunes, la Federación Argentina de Transportadores por Automotor de Pasajeros (FATAP) advirtió que en las últimas semanas empeoró la situación económico-financiera en las empresas de colectivos del interior y que, de aprobarse el Presupuesto 2021 con los niveles de subsidios establecidos, será "imposible" sostener el transporte en las provincias.

Los empresarios emitieron un comunicado donde indicaron que "está en riesgo la continuidad del servicio a partir del 1° de enero". Entre los distintos factores que se enumeraron, se encuentran la suba del 40% de los costos internos, el aumento salarial, la caída de pasajeros por la cuarentena y la obligación de transportar gratis a los trabajadores de servicios esenciales.

Terminal Carlos Paz

"Sin un aumento de transferencias en los fondos, el aumento del boleto en el interior del país debería ser superior a los 100 pesos para cubrir los costos, frente a los 18 pesos que se abonan en el AMBA", explicaron.

La FATAP también apuntó contra los gobernadores e intendentes que "miran para otro lado". "Ya no deberían permitir que la Nación discrimine al interior en favor del Amba, al que le cubren el 60 % de sus costos mientras que a todo el interior le cubren tan solo el 20 % de los mismos provocando las consecuencias que padecemos", manifestaron.

El Presupuesto nacional que será aprobado el próximo jueves en la Cámara de Senadores establece que las partidas para subsidios al transporte público en las provincias será de $20.500 millones, frente a los $65.000 millones dispuestos para el AMBA.