Un animal cruza se genera, cruzando dos animales de distintas razas puras, o un animal cruza con un animal de una tercera raza o dos animales cruza de distintas combinaciones de razas. El cruzamiento es el opuesto a la consanguinidad (inbreeding).

Los sistemas tradicionales de cruzamiento han demostrado maximizar la heterosis, pero pueden llegar a ser engorrosos en la práctica.

A comienzos de la década del ‘60, numerosos estudios documentan la efectividad del cruzamiento para mejorar la vida productiva en más de un 20%, implementando de manera relativamente sencilla y generando beneficios significativos.

Vaca Cruza

Existe una clara ventaja económica en el cruzamiento, ya que las vacas cruza pueden producir más dinero por año, en comparación con sus contemporáneas de razas puras. Los rasgos de baja heredabilidad, como los reproductivos, se ven altamente beneficiados por la heterosis.

Cuando se analizan las ventajas del cruzamiento se puede pensar en:

  1. Aprovechar la complementariedad de las razas.
  2. Aprovechar los efectos no sumatorios (dominancia y epistasis).
  3. Capturar la heterosis (vigor híbrido).

La complementariedad de las razas es la combinación de las fortalezas de aquellas que van a integrar la cruza. La heterosis solo tiene lugar a través del cruzamiento, y el uso de la genética de razas base británicas en un rodeo comercial de raza pura puede ayudarle al productor de animal puro a capturar la rentabilidad que se deja en el camino.

Tal como lo explicara Jim Gosey, especialista en Bovinos de Carne de la Universidad de Nebraska, la heterosis es en realidad la recuperación de los signos de depresión por consanguinidad que se han acumulado en el tiempo. En solo una generación, la progenie muestra el máximo de lo que se perdió a través de generaciones de servicios “puros” dentro de un sistema cerrado de genes.

Por definición, la base genética de una determinada raza es limitada. Una cierta cantidad de potencial de producción siempre se sacrifica a fin de lograr la uniformidad deseada, ya que la forma más confiable de lograrla fue a través de la utilización de la consanguinidad y line breeding a principios de la formación e historia de la raza. Ésta es fundamentalmente un grupo cerrado de animales, sin permitir el ingreso de otra genética. En consecuencia, acumula cierta consanguinidad a lo largo del tiempo, incluso cuando no se lo hace de manera deliberada.

Mezlca de genética, ayuda a variar al ganado y fortalecer su producción carnica

Un fenómeno tan antiguo y reconocido como la heterosis aún parece generar debate y, lamentablemente, confusión. Una búsqueda rápida de literatura científica mostrará cantidad de estudios que la cuantifican para rasgos específicos, bajo determinadas cruzas. Se espera que cuando se cruzan dos líneas (razas) parentales, la progenie resultante representará el promedio de ambos padres. La heterosis es la desviación inesperada y por lo general beneficiosa del promedio de los padres. Esta desviación ocurre como consecuencia de la dominancia y efectos epistáticos que las herramientas de selección dentro de una raza no nos permiten capturar.

El Vigor Híbrido posee una influencia positiva sobre varios rasgos que son importantes para aumentar la producción de carne, incluyendo la fertilidad y reproducción, supervivencia del ternero (más fuertes), habilidad materna, tasa de crecimiento de animales jóvenes, eficiencia y longevidad.

El porcentaje de la heterosis puede calcularse como:

% heterosis = ((prom. de la cruza – prom. de la raza pura) / prom. de la raza pura) x 100.