El nuevo Código Procesal para la Justicia en las Relaciones de Consumo de la Ciudad de Buenos Aires es un avance significativo para la justicia porteña. Hay expectativas sobre la implementación en el ámbito legislativo y la opinión de camaristas y jueces de primera instancia del fuero Contencioso Administrativo, Tributario y de Relaciones de Consumo local interesa.

El sitio iJudicial dialogó con los representantes de la justicia de la Ciudad y la mayoría compartió que es un avance significativo en materia de legislación.

“La sanción por la Legistatura de la Ciudad de Buenos Aires prácticamente por unanimidad, y la casi inmediata promulgación por parte del Poder Ejecutivo junto a la publicación en el Boletín Oficial sin observaciones del Código Procesal para las Relaciones de Consumo son dos gestos de los poderes políticos de indudable trascendencia en el proceso de autonomía porteña, dijo el vicepresidente de la Cámara de Apelaciones del fuero y presidente de la Sala IV, Marcelo López Alfonsín.

A su vez, el letrado aseguró “no podemos dejar de cumplir con el mandato constitucional de hacer operativos estos derechos, y lo debemos hacer dentro de nuestro marco de competencia y con los principios consagrados en el Código. La Ciudad Autónoma de Buenos Aires se pone una vez mas a la vanguardia en la tutela judicial efectiva, y los tres poderes reafirmamos de manera contundente nuestro mandato de fortalecer la autonomía consagrado en el articulo 6º de la Constitución local por la que juramos ejercer nuestra función”.

Por otra parte, Nieves Macchiavelli, integrante de la Sala IV de la Cámara de Apelaciones del fuero, sostuvo que “la sanción del nuevo Código de procedimiento de Consumo es, sobretodo, un nuevo avance para los vecinos de la Ciudad de Buenos Aires, quienes ya pueden resolver sus controversias derivadas de las relaciones de consumo ante los tribunales locales y conforme a las reglas procesales propias fijadas por quienes nos representan en nuestra legislatura porteña”.

A su vez, la jueza Andrea Danas, destacó que “la puesta en marcha de juzgados de consumo y la sanción del Código Procesal específico para la materia reafirman e impulsan la autonomía de la Ciudad” y deseó que “esta justicia del consumo sea tan fructífera en sus respuestas como lo fue nuestro Fuero y que podamos reducir cada vez más la deuda pendiente con la autonomía plena”.

Lisandro Fastman, titular del Juzgado n.º 14, le explicó a iJudicial que el nuevo Código “robustece la autonomía del sistema judicial de la Ciudad, que tiene pendiente aún la transferencia de las competencias ordinarias, puesto que permite que las peticiones de las y los habitantes de nuestra ciudad sean decididas por sus jueces y juezas, elegidos de acuerdo a la Constitución porteña”.

“No tengo dudas que los magistrados tenemos que centrarnos en lograr hacer realidad un procedimiento digital con celeridad, inmediatez, concentración, economía procesal, oralidad y gratuidad, en un marco de informalidad a favor del consumidor”, dijo el titular del Juzgado n.º 24, Darío Reynoso.

Los protagonistas expresaron entusiasmo ante la promulgación y la inminente entrada en vigencia en el ámbito de la Ciudad de Buenos Aires.