La cuarentena obligatoria por el coronavirus en la Argentina es la más larga del mundo. Esto genera todo tipo de sentimientos y emociones en la sociedad, sobre todo hartazgo y ansiedad.

Aburridos de estar encerrados, ayer los vecinos del barrio porteño de Recoleta organizaron un baile en la vereda, en la esquina de Juncal y Talcahuano. Es que en el país donde nacieron el tango y el folclore, es un pecado, para los argentinos, no poder juntarse o salir a bailar.

Los ciudadanos salieron a la calle en pleno confinamiento para disfrutar del espectáculo que brindó el DJ "Pato" Zambrano, mejor conocido como "el DJ de Recoleta". 

Al ritmo del tema musical "Ciudad Mágica" del conjunto "Tan Biónica", se observa en la grabación que circuló en las redes sociales un mínimo distanciamiento social entre ellos, algunos más pegados que otros.

El encargado de poner la música fue el mismo DJ que hace algunos días fue denunciado.

El encargado de poner la música fue el mismo DJ que hace algunos días fue denunciado por ruidos molestos al pasar música todos los días a las 21 horas después de que suene a esa misma hora el himno nacional.

"Fue una situación muy rara, muy bizarra. Vino la Policía, un comisario y un subcomisario para ver qué se podía hacer. Hay una sola persona que denuncia porque ponemos música una sola hora los sábados y domingos, de 6 a 7 de la tarde. Música para todas las edades y los gustos", había contado Zambrano en esa ocasión.

Al ver a los efectivos de seguridad, los vecinos defendieron y apoyaron al DJ con aplausos y cacerolazos. "Si la gente no salía a defenderme, no sé qué pasaba. La Policía vino con respeto, pero fue tajante y fuerte. No me parecen los modos pero lo entiendo. Estamos en una pandemia, la Policía está para cosas más serias. El sábado pasé tres temas de Sergio Denis y al segundo ya vino el patrullero que venía de un tiroteo en la Villa 31. No hay una explicación lógica para todo esto", reflexionó en ese momento.

Como era de esperarse, apenas se viralizó el video, se generó polémica y los usuarios de las redes sociales repudiaron la juntada. Algunos insultaron, otros bromearon y otros responsabilizaron al jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, por el asunto.