El niño que sufrió graves heridas y fracturas en una pierna y cadera por el aplastamiento producido, tras quedar atrapado en una máquina amasadora semana atrás, se recupera favorablemente.

Fuentes hospitalarias confirmaron a Telefe Noticias que mejora la salud del nene de 4 años que a fines de febrero protagonizó un dramático accidente en una panadería de Villa Harding Green.

El pequeño pasó a la Terapia Intermedia del Hospital Penna y abandonó el respirador artificial.

“Se encuentra en recuperación nutricional y con tratamiento de la herida con sistema de vacío para lograr un lecho quirúrgico que permita realizar un injerto de piel. La fractura evoluciona bien con un tutor externo de fijación”, indicó una vocera de la Terapia Intensiva Pediátrica del nosocomio provincial a este medio.

De esta manera, se seguirán efectuando intervenciones quirúrgicas para limpiar y reparar los tejidos blandos afectados.

Fuente: Telefé Noticias