En medio de la pandemia se realizó una caravana para protestar contra el Gobierno Nacional. La Sociedad Rural acompañó la protesta.


En el Día de la Bandera, una caravana de autos y camionetas se juntó temprano en el Cristo ubicado en la entrada de Azul sobre la Ruta 3 para protestar contra la expropiación de la empresa agroexportadora Vicentín, impulsada por el Gobierno Nacional.

“Convocamos a la gente de la comunidad en vehículos, para que haya distancia social, con tapabocas, y aprovechando el Día de la Bandera se nos ocurrió hacerlo un banderazo desde el Cristo de la Ruta 3 hasta la 226. Queremos que el Gobierno Nacional note que hay una disconformidad en una comunidad del interior, y creemos que lo van a notar. La idea es que los gobernantes, los que están en diputados, senadores, no voten a ninguna ley porque el pueblo va a salir en la calle. Les pedimos a todos que vayan que mantengan el distanciamiento social y que nadie se baje de los autos”, afirmó Juliana Romat, presidenta de la Sociedad Rural de Azul, al referirse al reclamo en diálogo con Vía Azul.

Bajo el lema “Banderazo federal en defensa de la propiedad privada, la división de poderes y en contra la expropiacion de Vicentin”, la caravana de autos partió desde la entrada de la ciudad, fue hasta la rotonda de la ruta 226 y volvió por la 51.

Las imágenes de las camionetas y los vehículos inundaron rápidamente las redes sociales, en donde recibieron apoyo pero también muchas críticas por romper la cuarentena.

Romat, de la Sociedad Rural de Azul, en la previa de la caravana.




Comentarios