Emma es una niña de 12 años que entrena en el Club Deportivo Empleados de Comercio, de Guaminí, Buenos Aires. Desde la liga local, basados en normativas de la AFA, no le permiten jugar con sus compañeros varones.

//Mirá también: Las inferiores del Cultural realizan colecta para colaborar con un merendero de Córdoba

Mi sueño es ser futbolista profesional”, había escrito la niña en una tarea escolar hace tres años. Con el apoyo de su familia, ella quiere perseguir su meta.

A través de su cuenta en Instagram, @dejenjugaraemma, sus padres contaron detalles del conflicto que deja a su hija fuera de la cancha.

“Emma no puede participar del primer partido luego de retomar la actividad futbolística en la zona, no puede por ser nena... Por ser nena se queda en su casa, luego de entrenar en las mismas condiciones que sus compañeros, con el mismo amor y pasión que sus pares varones”, escribieron.

El reclamo de los padres de Emma.(Instagram/@dejenjugaraemma)

//Mirá también: Encuentro interbarrial de fútbol infantil

Tampoco tuvo la oportunidad de jugar con niñas. “¿Por qué sus padres no la llevan a jugar a liga femenina? Pues ¡porque no la hay! Pero aún así, si la hubiera, insistimos ¿por qué tendría Emma que dejar de jugar con sus compañeros? Viajar tantos kilómetros por semana y entrenar en otra ciudad teniendo un equipo que es el que la quiere, la conoce, con el que comparte sus días y establece vínculos que nada saben de reglamentos conservadores, vetustos, que excluyen y vulneran el derecho de la niñez y no están a la altura de la realidad de las niñas”, postearon en Instagram.

Guaminí tiene tres mil habitantes y, por la cantidad de niños inscriptos, solo existe el equipo de varones. Por el reiterado rechazo de las autoridades, la familia de Emma se movió por los asuntos legales: realizaron una denuncia ante INADI.

“No hay en la zona liga femenina, pero si la hubiera es muy injusto que Emma deba dejar de jugar con sus compañeros. En todo caso, sostenemos que deben ser las instituciones, públicas y privadas, las que deben generar espacios flexibles para las niñas de localidades del interior”, sentenciaron en sus redes sociales.