Fernanda Vallejos salió a disculparse por sus redes sociales por el escandaloso audio que se filtró en contra de Alberto Fernández. “Tuve expresiones realmente impropias”, manifestó.

//Mirá también: Alberto Fernández y su apoyo por redes sociales tras el quiebre del Gobierno: a qué publicaciones le dio “Me Gusta”

La diputada posteó una seguidilla de tuits de manera inmediata tras haberse viralizado de su mensaje de voz hacia “Pedro”.

“Me entero que se filtró una conversación privada donde, en el marco de la angustia que a muchos y muchas nos generó el resultado del domingo que dio cuenta del sufrimiento de nuestro pueblo y de que no pudimos satisfacer sus aspiraciones, tuve expresiones realmente impropias”, escribió.

El pedido de disculpas de Fernanda Vallejos tras su polémico audio contra Alberto Fernández.

//Mirá también: Alberto Fernández: “La gestión de gobierno seguirá desarrollándose del modo que yo estime conveniente”

Vallejos siguió con palabras que intentaron justificar sus agresivas declaraciones contra el presidente. “Estoy segura que, en ámbitos PRIVADOS, como humanos que somos, todos hemos tenido exabruptos en nuestras vidas, propios del fragor del momento, de los que hemos tenido que arrepentirnos”, resaltó.

El pedido de disculpas de Fernanda Vallejos tras su polémico audio contra Alberto Fernández.

Por último, la diputada Vallejos volvió a subrayar que el contexto de sus palabras fueron en un momento “muy particular”.

El pedido de disculpas de Fernanda Vallejos tras su polémico audio contra Alberto Fernández.

Las disculpas de Fernanda Vallejos hacia Alberto Fernández

“Me entero que se filtró una conversación privada donde, en el marco de la angustia que a muchos y muchas nos generó el resultado del domingo que dio cuenta del sufrimiento de nuestro pueblo y de que no pudimos satisfacer sus aspiraciones, tuve expresiones realmente impropias.

Lamento haber agraviado a compañeros con mis palabras y hago públicas las disculpas del caso. Estoy segura que, en ámbitos PRIVADOS, como humanos que somos, todos hemos tenido exabruptos en nuestras vidas, propios del fragor del momento, de los que hemos tenido que arrepentirnos.

No hay mucho más para decir, más que lamentar también, la utilización de conversaciones del ámbito de lo estrictamente privado, dadas en un momento muy particular”.