Durante la extensa entrevista que le brindó este miércoles a Radio Con Vos, el presidente Alberto Fernández no solo descartó la posibilidad de firmar indultos a exfuncionarios detenidos y criticó los aumentos de precios en el campo. Además, tuvo tiempo para opinar sobre el escándalo que involucra a Victoria Donda, actual presidenta del Inadi, con su empleada doméstica.

En ese sentido, Fernández advirtió que “el Estado no debe ser una maquinaria de empleo” aunque justificó el accionar de Donda, quien admitió que le ofreció trabajo a su empleada doméstica en ese organismo por “la situación de vulnerabilidad” en que se encontraba.

“La realidad es que es cierto que el Estado muchas veces ha sido utilizado como un mecanismo de seguro de desempleo. Alguien se queda sin trabajo, tiene un amigo en el Estado y lo nombran y le dan un trabajo para sobrevivir. Es cierto que ha habido abusos en ese sentido. Lo dice alguien que cuando fue jefe de Gabinete se fue con menos empleados en la jefatura de Gabinete que con los que entró, con esa tranquilidad hablo”, arrancó Fernández.

El Presidente remarcó luego que el “Estado no debe ser una buena maquinaria de empleo, de darle trabajo a quien no lo tiene”. “Para eso hagamos un seguro de desempleo y solucionemos las cosas de otra manera”, planteó.

“El caso de Victoria (Donda), no tengo ninguna duda que fue alguien que quiso hacerle daño. Quien conoce a Victoria sabe que no tiene que ver con su naturaleza sacarle ventaja al Estado”, defendió en declaraciones a Radio Con Vos.

El escándalo se desató cuando se hizo pública la denuncia de Osvaldo Barsanti, abogado de la empleada doméstica de Donda. El letrado afirmó que la funcionaria le ofreció a su representada un contrato en el Inadi o anotarla en un plan social, si ella renunciaba al trabajo en su casa.

Por la corresponsalía de Buenos Aires.