Argentina se unió este jueves a los países que apoyaron la apertura de una investigación de las Naciones Unidas contra Israel y también contra el grupo Hamas por presuntos abusos de derechos humanos durante los recientes bombardeos en la Franja de Gaza y ciudades israelíes.

//Mirá también: Franja de Gaza: Israel y Hamas acordaron un alto el fuego

El Consejo de Derechos Humanos de la Organización de Naciones Unidas (ONU) anunció hoy la apertura de una investigación sobre posibles abusos de los derechos humanos en Israel y en los Territorios Palestinos tras la reciente escalada bélica en la Franja de Gaza, que fue calificada por el primer ministro Benjamin Netanyahu como una “decisión vergonzosa”.

La votación de la investigación “es un ejemplo más de la clara obsesión antiisraelí del Consejo de Derechos Humanos de la ONU”, declaró Netanyahu en un comunicado. Poco antes, la Cancillería de Israel dijo que el Gobierno se niega a cooperar con la comisión que se planea crear de acuerdo con una resolución aprobada durante esta jornada

Israel rechaza categóricamente la resolución aprobada hoy por el Consejo de DDHH de la ONU, un órgano de mayoría antiisraelí impulsado por la hipocresía y el absurdo, como cualquier resolución que no condene el lanzamiento de más de 4.300 misiles contra Israel por una organización terrorista (...) o ni siquiera mencione la organización terrorista Hamás”,dijo en comunicado.

La Cancillería israelí catalogó el documento del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas de “fracaso moral y una mancha para la comunidad internacional y la ONU”.

Bombardeo de Israel en GazaAP

Israel no puede y no cooperará con semejante investigación”, destacó el texto y agregó “las fuerzas de seguridad israelíes, al proteger a sus ciudadanos de los bombardeos de Hamás, actuaron de acuerdo con los más altos estándares éticos y de acuerdo con el derecho internacional”, informó la agencia Sputnik.

El texto de la investigación fue aprobado por 24 de los 47 miembros del Consejo. Nueve se opusieron y 14 se abstuvieron.

“Si resulta que el impacto sufrido por civiles y bienes materiales civiles ha sido indiscriminado y desproporcionado, este ataque podría constituir un crimen de guerra”, había advertido previamente la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, en la apertura de la sesión extraordinaria.

//Mirá también: Estados Unidos advirtió a Israel que la seguridad de los medios es “crucial” tras el ataque en Gaza

El conflicto entre Israel y el movimiento palestino Hamas, en el poder en Gaza, fue el cuarto desde 2008 y estalló el 10 de mayo con el lanzamiento de cohetes por parte de Hamas hacia el territorio israelí. Israel respondió bombardeando Gaza y estos ataques, según Bachelet, provocaron “numerosos muertos y heridos entre los civiles y generaron destrucción y daños materiales a gran escala en bienes civiles”.

Del 10 al 21 de mayo, 254 palestinos murieron en los bombardeos israelíes en Gaza, entre ellos 66 niños y también milicianos. En Israel, los cohetes lanzados desde la Franja mataron a 12 personas.

La reunión del Consejo se celebró a petición de Pakistán, que coordina la Organización de la Cooperación Islámica, y de las autoridades palestinas.