El incendio en la catedral de Notre Dame provocó conmoción en todo el mundo. El colapso de la estructura en París movilizó a miles de personas más allá de Francia. Para homenajear al emblema parisino, el Centro Cultural Kirchner se iluminó con los colores de ese país.

"La cúpula del CCK lleva los colores de la bandera de Francia a fin de acompañar al pueblo francés, testigo de tan dolorosa situación que vive la catedral de Notre Dame, símbolo de la historia y la cultura europea", escribió en su cuenta de Twitter, Hernán Lombardi, el titular del Sistema Federal de Medios y Contenidos Públicos de la República Argentina.

El Gobierno, también, se pronunció a través de la Cancillería. "Manifestamos nuestra profunda consternación por el terrible incendio que afecta a la Catedral de Notre Dame, ícono religioso y cultural de Francia, Europa y toda la cristiandad. En este momento tan difícil, la Argentina acompaña a la Arquidiócesis de París, así como al Gobierno y a todo el pueblo francés, en su desolación y tristeza", expresó en un comunicado.

El fuego empezó a afectar a la iglesia de Notre Dame en la parte superior del edificio. Durante casi seis horas parte la catedral ardió y la aguja central colapsó. A pesar de eso, los bomberos lograron salvar la estructura del monumento en su totalidad.

El presidente francés, Emmanuel Macron, se acercó hasta la iglesia para seguir de cerca el operativo. Desde allí, dio un discurso en el que consideró "que lo peor del incendio se evitó", aunque destacó que la batalla "todavía no se ganó totalmente". Y aseguró

El presidente francés aseguró que: "Notre Dame la reconstruiremos juntos. Porque es nuestra historia. Nuestra literatura, nuestro imaginario. El lugar donde hemos vivido nuestros grandes momentos. Nuestras epidemias, nuestras guerras, nuestra liberación. Es el epicentro de nuestras vidas".