Luego de aprobarse el protocolo para el regreso de las clases, el ministro habló de la crisis del sector.


El ministro de Educación, Nicolás Trotta, se refirió a la situación económica de las escuelas, tras la aprobación del protocolo para el regreso a las clases presenciales en todo el país.

El funcionario recalcó que en gran parte de los colegios se adeuda el pago de cuotas. “La morosidad en educación privada está entre el 70% y hasta 80%. Estamos en un momento de enorme excepcionalidad. La institución va a tener que acompañar, sin ningún tipo de sanción. Nuestra prioridad es garantizar la continuidad educativa, nadie va a dejar de ir a la escuela por esta situación tan extrema económica que transitamos“, manifestó en declaraciones a “Arriba Argentinos”.

Sobre el nuevo protocolo, señaló que “es un piso para garantizar el cuidado de nuestra salud educativa”. Y agregó: “El protocolo tiene un eje en las medidas de seguridad e higiene y de distanciamiento social: en las aulas, en espacios comunes, en el escalonamiento del ingreso a la escuela, disociar la hora de ingreso del de la hora pico de ingreso al trabajo”.

Al ser consultado sobre la fecha para el regreso de clases, el responsable de la cartera educativa dijo que buscan que sea “en agosto en las provincias donde el nivel de circulación del virus es muy bajo”.

En cuanto a la convivencia en las aulas, el ministro destacó: “La separación siempre será de un metro y medio y le sumamos el componente de armar grupos de estudiantes de cinco, seis, que no tengan contacto con los demás”.

Por último, Trotta avisó que el cumplimiento de las normas deberá ser estricto  al advertir que “cualquier establecimiento educativo que no garantice el cumplimiento” no podrá recibir ni a los docentes ni a los estudiantes.




Comentarios