La Sociedad Argentina de Nutrición realizó una encuesta de la que participaron casi 5.500 personas.


Una encuesta realizada por la Sociedad Argentina de Nutrición (SAN) entre casi 5.500 adultos de 18 a 70 años de todo el país, dio como resultado que casi 6 de cada 10 argentinos (56,9%) subieron de peso durante la cuarentena. La mayoría (el 78,5%) aumentó de uno a tres kilos, mientras que el 18% subió de tres a cinco, y un 3,5% de los consultados, más de cinco kilos.

En diálogo con Clarín, la coordinadora del Grupo de Obesidad de la Sociedad Argentina de Nutrición y Especialista en Nutrición y Obesidad de la Universidad Favaloro, Liliana Papalia, se mostró preocupada por los resultados. “Dado que la gente está en una situación de sedentarismo obligado, este aumento de peso se refleja en ganancia de tejido graso que se distribuye en lugares en los que no debería estar“, explicó.

Los efectos de la cuarentena: más de la mitad de los argentinos aumentó de peso (Foto: Clarín)

La encuesta de la SAN también reveló que la mitad de los argentinos admitió comer por ansiedad. “En esta situación de cuarentena generada por la pandemia de Covid-19, que provoca sensaciones de incertidumbre y miedo, sumado a no poder tener contacto social entre otras situaciones que no deseamos, los resultados obtenidos son esperables“, sostuvo Papalia.

Y la especialista agregó: “Ciertos estados emocionales generan mayor ingesta de alimentos, funcionando como una manera de afrontar esas situaciones, y que esta ingesta emocional sería predominantemente de comidas dulces de alta palatabilidad. Además, ocurriría con mayor frecuencia durante el picoteo o snack que durante las comidas principales”.

Los efectos de la cuarentena: más de la mitad de los argentinos aumentó de peso (Foto: Clarín)

Los especialistas de la SAN aconsejan que cuando nos invade la ansiedad o las emociones negativas, es recomendable alejarse todo lo posible del ambiente con comida disponible. Además, aconsejan buscar emociones placenteras como escuchar música, leer o hablar con alguien que sea positivo para nosotros.

Con respecto a la actividad física​, el 36,6% de los argentinos redujo su rutina, el 31,8% no realizó ningún tipo de ejercicio y apenas el 17,5% mantuvo el nivel de actividad y la frecuencia. “El movimiento voluntario frecuente y los ejercicios de moderada intensidad en pulsos preservan o mejoran la salud en general, manteniendo y mejorando la masa muscular. Además, el movimiento puede mejorar nuestras funciones cognitivas y nos reporta beneficios psicológicos, algo fundamental en este momento. Realizar actividad física en forma regular mejora el ánimo y reduce el estrés y la ansiedad, factores que influyen muchísimo en la lucha contra la obesidad”, subraya Papalia.

Los efectos de la cuarentena: más de la mitad de los argentinos aumentó de peso (Foto: Clarín)

En una entrevista con el mencionado medio, Sol Feintuch, Licenciada en Nutrición y miembro de la Clínica de Nutrición y Salud de Alberto Cormillot​, sostiene que para evitar subir de peso lo fundamental es ordenarse y planificar las comidas y el movimiento. “También es importante pesarse; es recomendable buscar actividades placenteras que no estén asociadas a la comida”, asegura.

Y sobre la alimentación, agrega: “No hay que seguir la dieta a rajatabla, hay que tratar de tener una alimentación saludable y completa. Dentro de lo posible incluir todos los grupos de alimentos: cereales integrales, carnes magras, huevos, lácteos descremados, frutas y hortalizas, semillas y agua”.




Comentarios