El cotitular de la central sindical, Héctor Daer, aceptó que empresas con dificultades podrían pagarlo en dos cuotas.


El cotitular la Confederación General del Trabajo (CGT), Héctor Daer, advirió que el pago de la “recomposición salarial” de $5.000 para los trabajadores privados acordado con el Gobierno es “obligatorio” y que debe ser pagado en una cuota en el mes de octubre.

“Aquellos que no lo puedan pagar verán si se sientan con sus sindicatos y lo pagarán en dos cuotas“, afirmó Daer este miércoles en conversación con radio Continental y aclaró que desde la central obrera saben que hay empresas, en especial las pequeñas, que pueden tener dificultades para pagarla.

“La idea es pagarlo en una cuota para todos. La salvedad es dosificarlo en el marco de un acuerdo entre empresarios y sindicatos, según el estado de ciertas actividades”, destacó Daer.

“Estos 5 mil pesos no sabemos aún si será incluido en Ganancias. Será a cuenta de la próxima revisión paritaria”, expresó el dirigente sindical.

El martes, Daer aclaró que los 5.000 pesos de mejora en los haberes acordados con el Gobierno y los empresarios “no es un bono sino una recomposición salarial finalmente convenida ante la crisis económica y el proceso inflacionario“.

Daer formuló la aclaración en la sede de la Unión del Personal Civil de la Nación (UPCN), luego de una reunión de tres horas que mantuvo con otros quince dirigentes obreros para iniciar “el camino de unidad de la CGT”.

En ese sentido, otras fuentes gremiales señalaron que esa suma será percibida en octubre o en “los plazos y condiciones que acuerden empresarios y trabajadores signatarios de cada convenio colectivo“, por lo que resta que esos equipos ultimen detalles y difundan el acuerdo.




Comentarios