La empresa prepara una versión de su teléfono celular con nuevas funciones en materia de seguridad. El problema: solo se venderá al otro lado del mundo.


En sus últimos modelos de iPhone, la empresa Apple desestimó el botón físico del lector de huella dactilar (Touch ID), y es algo que los usuarios realmente extrañan. Por eso, y aunque no es adepta a cambiar sus decisiones, la compañía analiza volver atrás y utilizarlos en sus próximos teléfonos.

La empresa comandada por Tim Cook quiere lanzar un iPhone 11 económico con un escáner de huellas dactilares en pantalla, el cual estaría incrustado bajo un panel OLED, similar al del Samsung Galaxy S10 Plus, el Huawei P30 Pro o el Xiaomi Mi 9.

El nuevo modelo de iPhone que no vas a poder comprar (Foto: web)

Al parecer, este renovado Touch ID es más barato que la cámara de TrueDepth necesaria para el reconocimiento facial en 3D. En cuanto al tamaño de esta versión, los rumores señalan que sería más pequeño que el actual iPhone XS.

El problema para los usuarios argentinos es que el teléfono no llegaría a todos los mercados del planeta: sería una versión exclusiva para los clientes de China, según reveló Global Times. Es que las ventas de iPhone en aquel país bajaron considerablemente, y el gigante de Cupertino quiere recuperar su lugar en el mercado asiático.






Comentarios