Evangelina Anderson es una de las tantas argentinas que tuvieron que acompañar a sus parejas, Martín Demichelis en su caso, a vivir una nueva vida en Europa por su carrera en el fútbol. Desde Múnich, disfruta del verano alemán y comparte las postales de todas sus aventuras en las redes.

//Mirá también: Evangelina Anderson posó con una bikini estampada y se llevó todos los piropos

//Instagram: @evangelinaanderson

Desde que llegó el calor y sus hijos comenzaron las vacaciones escolares, la modelo se entusiasmó descubriendo los rincones históricos y todos los paisajes de la nueva ciudad en la que habita con su familia.

Evangelina Anderson.Foto: Instagram: (evangelinaanderson)

A diario, sube en sus historias de Instagram: fotos, videos y explicaciones de los particulares lugares que visita. Esta vez, pasó el día en un paradisíaco río en el medio del bosque y sorprendió con una deslumbrante foto.

Con los pies sumergidos en el agua, Evangelina Anderson posó con una impactante bikini invertida con una abertura en el pecho, de un llamativo color plateado y con brillos. Completó el look con unos lentes de sol oscuros y una gorra negra con el dibujo de un tigre.

//Instagram: @evangelinaanderson

“Que lindo verano me está regalando Alemania”, comentó la argentina debajo del posteo, que ahora disfruta de los últimos días que le quedan del calor europeo. Rápidamente, la publicación superó los 49 mil likes y ya está cerca de alcanzar los 50.

Evangelina Anderson disfruta de sus vacaciones en Marbella.(Instagram/@Evangelinaanderson)

Acompañados de sus hijos, Anderson y Demichelis se introdujeron en la profundidad de un bosque en Múnich y pasaron un día en el agua. “Vamos al río”, escribió la modelo en una de sus historias de Instagram, y compartió varias postales de su aventura en la naturaleza.

En la impactante imagen que posteó, recibió cientos de comentarios de sus 2.6 millones de seguidores, que la llenaron de halagos. “Siempre toda hermosa Eva...”, confesó uno de sus fanáticos. “No podés ser tan linda” y “qué bomba”, fueron otros de los piropos que le dejaron.