Así lo señaló la hermana del hombre que murió asfixiado durante un operativo policial, y pidió que aparten de la fuerza a los seis agentes involucrados.


Este lunes, la hermana de Ceferino Nadal, el hombre que murió asfixiado durante un operativo policial en San Miguel de Tucumán, luego de ser acusado por un presunto robo, en un supuesto caso de violencia institucional, aseguró que su hermano era “hostigado” por la Policía y pidió que aparten de la fuerza a los seis agentes involucrados.

“Queremos que todo esto se esclarezca, más allá de que él haya robado o no, no justificamos la manera. Si alguien está cometiendo un hecho ilícito hay que detenerlo, ponerle las esposas y llevarlo preso, pero la forma en que lo trataron no tiene ninguna justificación”, indicó Norma Nadal, en diálogo con TN.

En ese sentido, la mujer agregó que ella y su familia están denunciando “el accionar policial, basado en el video que se viralizó donde se ve claramente cómo la Policía lo oprime, le pega, y una mujer policía lo patea a la altura de la cintura”.

Por otra parte, contó que su hermano había estado preso pero estaba en libertad hacía cuatro años, por lo cual explicó que “todo lo que hizo en su pasado ya lo había cumplido”. Luego, apuntó contra el ministro de Seguridad, Claudio Maley, a quien acusó de “salir a los medios a relucir su prontuario, atacar a la víctima y justificar a los victimarios”.

Nadal también aseguró que la víctima padecía un “hostigamiento constante” por parte de la Policía provincial, que “no podía caminar libre porque lo veían, lo levantaban y le quitaban las cosas que tenía”, y que existen “pruebas de todo eso”.

Al respecto, comentó que el pasado 17 de febrero la esposa de su hermano “denunció que lo llevaron detenido por nada, había salido, lo detuvieron y lo llevaron a la seccional primera, donde le pegaron una golpiza y perdió varios dientes”.

Por otro lado, tras conocerse que la fiscal Adriana Giannoni no ordenó detener a los seis policías identificados como involucrados en el hecho, la mujer pidió “que al menos los aparten de la fuerza hasta que esto se esclarezca”.

“Yo voy a ser querellante de la causa y mañana vamos a ver qué dice el abogado, lo que queremos es que la verdad salga a la luz y remarcar que hubo abuso en el accionar policial”, concluyó.

El hecho ocurrió el miércoles pasado alrededor de las 12 en la esquina de Crisóstomo Álvarez y Congreso, en el microcentro tucumano, cuando un hombre comenzó a gritar porque aparentemente había sido víctima de un robo, por el cual acusaba a Nadal.

El episodio fue filmado por testigos, donde se observa que el hombre pedía ayuda porque no podía respirar y era maltratado por los efectivos. Si bien la policía informó que el hombre falleció como consecuencia de un infarto, la autopsia reveló que la causa de la muerte fue la asfixia.




Comentarios