Este jueves, el Concejo Deliberante de Tres Arroyos rechazó por mayoría los números correspondientes a la rendición de cuentas del año pasado que según explicó semanas atrás el secretario de Hacienda Federico Di Fondi arrojó un déficit de 188 millones para la administración municipal producto de la pandemia de Covid 19 y la alta inflación.

También se pusieron a consideración las rendiciones de cuentas de los entes descentralizados y el Bloque de Juntos, avaló las presentaciones del Centro Municipal de Salud, de Claromecó Servicios Turísticos y de la Dirección de Vialidad Rural, mientras el bloque de Todos rechazó los números presentados del Centro Municipal de Salud y del Ente Descentralizado de Claromecó.

Las finanzas del Concejo Deliberante y de la Dirección de Vialidad Rural fueron aprobadas por unanimidad.

Victoria Larriestra (MV): “no contamos con problemas estructurales en nuestras finanzas”

La concejal Victoria Larriestra abrió los discursos y en su alocución hizo referencia al impacto que la pandemia de Covid 19 y la alta inflación, tuvo en la economía municipal.

“El Departamento Ejecutivo fue tomando medidas para adecuar los gastos a la realidad económica, impuesta por la pandemia del Covid y por los altísimos índices inflacionarios aún imperantes en nuestro país”, indicó.

Pero también sostuvo: “No contamos con problemas estructurales en nuestras finanzas, más bien todo lo contario, exceptuando esta situación de pandemia, nuestras finanzas han sido siempre equilibradas, más allá del contexto imperante”.

Luego la Concejal explicó que el déficit de la Administración Central fue producto de la inyección de fondos que el Centro Municipal de Salud recibió para atender las necesidades que generó la pandemia y agregó que, de no ser así, “el saldo de la pandemia en nuestro distrito hubiera sido otro”. Vale recordar que el Hospital Pirovano recibió 358 millones de pesos por fuera del presupuesto.

“El contexto de inflación también tuvo su impacto, sobre todo en los salarios. Cuando se pensó el Presupuesto 2021, la Provincia nos hablaba de un 32 por ciento de inflación, la cual terminó siendo de un 52, acarreando, sin dudas, un desfasaje en los números finales”, indicó.

Daiana De Gracia (Juntos) criticó el incumplimiento de las normas en el Ejecutivo

La concejal de Juntos, Daiana de Gracia, abrió su intervención criticando las dificultades que tuvo su bloque para obtener la información necesaria con el objetivo de analizar la rendición de cuentas. “Hay una deliberada falta de interés en cumplir la norma. Esa es la constante. Desapegarse de la norma y no informar al Concejo Deliberante, menospreciando la función de quienes hoy representamos a los vecinos”, expresó.

Graciela Callegari de Todos en sintonía con Juntos

Por su parte la concejal de Todos, Graciela Callegari también cuestionó el incumplimiento de las ordenanzas sancionadas por el Concejo por parte del Departamento Ejecutivo y pidió el cumplimiento del artículo 119 que obliga al Ejecutivo a enviar al cuerpo deliberativo las compensaciones para su aprobación.

“Hay un cierto desdén en el cumplimiento de las normas. Es difícil presentarla, pero cuando hay voluntad se podría informar periódicamente. Hay una reticencia a cumplir con esta normativa y cuando uno la conoce y no la cumple, incumple con sus funciones”.