En el mediodía de este viernes y una vez conocido el texto del DNU de Alberto Fernández que anunciaba nuevas medidas restrictivas para el AMBA, el gobernador de La Pampa, Sergio Ziliotto, brindó una conferencia de prensa televisada por Canal 3 en la que anunció medidas similares para la provincia, aunque menos severas que las que se decidieron para Buenos Aires.

Ziliotto, que estuvo acompañado por el ministro de Salud, Mario Kohan, anunció que a partir de las 0 horas de este sábado y hasta el 30 de abril, todas las actividades económicas, deportivas, religiosas, artísticas, sociales y educativas podrán desarrollarse entre las 7 y las 23, en tanto que la circulación de personas no estará habilitada entre las 0 y las 6, salvo para quienes desarrollen actividades esenciales.

También dijo que el dictado de clases seguirá funcionando bajo la doble modalidad presencial-virtual, siempre que la situación epidemiológica lo permita, una clara diferencia con la discusión que se da a nivel nacional luego de la restricción impuesta a las clases presenciales por el Decreto de Necesidad y Urgencia publicado en el Boletín Oficial de la Nación.

Las nuevas medidas adoptadas para La Pampa se basan, según dijo, en cuatro parámetros: casos activos, aislados, ocupación de camas generales y ocupación de campas de terapia intensiva, “siempre teniendo en cuenta la salud pero tratando de afectar lo menos posible las actividades económicas y el trabajo de pampeanas y pampeanos”, aclaró el gobernador.

A modo de comparación, dijo que a nivel nacional en los últimos 14 días se han registrado aumentos exponenciales de casos activos con +160%, personas aisladas +170%, utilización de camas en general +160%, y camas de Terapia Intensiva +122%.

En La Pampa se proyectaron los escenarios de los próximos 14 y 28 días, lo que “nos permite calcular que a este ritmo es posible que tengamos una utilización total de 570 camas generales, pero estaríamos casi llegando al 100% de las camas de Unidades de Terapia Intensiva, lo que pondría al sistema de Salud pampeano en situación de colapso”, explicó Ziliotto.

El gobernador junto al ministro de Salud, Mario Kohan (APN)

Además, subrayó que en la evaluación realizada “se buscó, como siempre, afectar lo mínimo posible las actividades económicas, pero sin dejar de ver cuáles son los principales factores de contagio, como lo es la noche y los encuentros que se producen en ese contexto. Eso no lo inventamos nosotros, ni el presidente, sino que está probado en todos los países del mundo”, remarcó.

Por otro lado, el primer mandatario provincial defendió la realización de la maratón “A Pampa Traviesa”, que se llevará a cabo este fin de semana en Santa Rosa, pese a que profesionales de la Salud y gremios del sector advirtieron que es un riesgo desde el punto de vista sanitario.

Al respecto, dijo que “la primera ventaja es que la organiza el Estado, el área de Deportes de la Provincia y el gobierno municipal, se han tomado medidas extremas complementarias, es al aire libre y se piden medidas que en otros casos no. Son 900 personas, está prohibido de que vengan de afuera del país, está dividida en dos días. Se presentan PCR al momento de inscribirse, se va a hacer un test rápido de Salud Pública”, aclaró.

“Sí pedimos a pampeanos y pampeanas que cumplan los protocolos, como lo pedimos en las canchas de fútbol, o en las bicicleteadas. Es un grado de uniformidad y coherencia: las actividades se pueden hacer, más si son al aire libre, si respetan los protocolos”, indicó.

Por último, Ziliotto ratificó que la provincia continuará con el cronograma de vacunación proyectado y solicitó, una vez más, la máxima de las responsabilidades sociales para “ganarle al vírus día a día”, concluyó.