El accidente ocurrió cuando dejaron un secador de pelos enchufado sobre el colchón de una cama.


En el mañana de este martes, una vivienda de la calle Mansilla, entre Oliver y Garibaldi, del centro santarroseño, se incendió afectando gran cantidad de muebles y electrodomésticos pero sin producir ninguna víctima.

El episodio ocurrió en el domicilio de una pareja de jubilados, de apellido Zamarbide, quienes sin darse cuenta, dejaron un secador de pelos enchufado sobre el colchón de una cama que tomó fuego.

La pronta llegada de los bomberos evitó mayores problemas (Plan B Noticias)

Los jubilados alcanzaron a salir de la vivienda sin lesiones pero con la inhalación de humo y la pronta llegada del Cuerpo de Bomberos y Defensa Civil permitió sacar ilesos a los dos perros que viven con la pareja.

El comisario Ojeda, de la división de Bomberos de la Policía, le dijo a El Diario que “la casa es grande, tiene muchas habitaciones y los daños fueron importantes. A primera vista parece que se afectó toda la propiedad”.

Los bomberos rescataron ilesos dos perros que viven con la pareja (El Diario)

“Pudimos controlarlo pero el humo ya se había propagado por toda la propiedad. Las personas fueron llevadas en ambulancia al Hospital Lucio Molas para su revisión. Además, pudimos sacar a los dos perros que vivían con la pareja“, agregó Ojeda.




Comentarios