Después de horas tensas y críticas cruzadas sobre los fondos para afrontar la emergencia sanitaria en Santa Fe, el presidente de la Cámara de Diputados, Miguel Lifschitz, convocó una sesión extraordinaria este martes para tratar los proyectos que recibieron media sanción en el Senado días atrás.

A pesar del feriado, el debate fue programado para las 15 y se centrará en la Ley de Necesidad Pública que el gobernador Omar Perotti y sus ministros vienen reclamando desde el inicio de la gestión a través de varias versiones de la propuesta. A esta última se suma una partida de 15.000 millones de pesos de uso exclusivo para frenar la epidemia de coronavirus.

Antes de que se concretara la convocatoria formal, diputados del Partido Justicialista (PJ) y otros bloques enviaron una nota para pedir la sesión, aunque habían ofrecido reunirse en el recinto el miércoles. Finalmente el principal referente del socialismo adelantó la cita y se viene un nuevo round por la distribución del dinero del Ejecutivo.

En su última intervención, el Frente Progresista hizo pesar su mayoría en la Cámara baja y autorizó a la Casa Gris a tomar deuda por 31 mil millones de pesos. El dictamen que recibió media sanción, sin embargo, había sido rechazado por el resto de las fuerzas políticas e incluso al interior de dicho espacio hubo posturas divididas.

El proyecto de Ley de Necesidad Pública regresó así a la Cámara alta, donde se amplió el fondo para atender la crisis sanitaria en la provincia. Dentro de esa modificación se establecieron 3.000 millones de pesos a repartir puntualmente entre municipios y comunas.